miércoles, octubre 3

Lugares mágicos




La Poza del Silencio
Breitenbush Hot Springs
Oregon, USA
Septiembre 2004

Este es uno de mis lugares favoritos, de los más agradables y mágicos que he conocido. Perdido en las montañas de Oregon, solía ser una antigua comuna hippie en los años 60 y 70. Hoy en día recibe a visitantes que quieren desconectar del mundo y pasarse unos días disfrutando de sus aguas termales al aire libre, de la comida biológica y sobre todo del silencio sin televisiones, teléfonos móviles, coches y prisas que caracterizan a la vida moderna.

Nuestra casa en Alaska me ha traído últimamente recuerdos de Breitenbush. Me gusta que así haya sido y lo siento como una muy buena señal. Por un lado no tenemos televisión, ni teléfono móvil, ni coche, ni prisas. Y por otro, hemos reacondicionado una antigua sauna que había en nuestro terreno y ahora funciona estupendamente. Salir del calor de la sauna a encontrarme con la noche más limpiasy con más estrellas que he visto jamás es sobrecogedor y aporta un algo de misticismo a mi vida. Salir del calor de la sauna a encontrarme con una noche de luna llena, nieve y 20 grados bajo cero es algo que seguro que viviré este invierno.




Castro de Baroña, A Coruña
Diciembre 1999


Recuerdo tardes, muy lejanas ya, subidos a los acantilados del Castro observando las olas durante horas. La fuerza de ese océano rompiendo contra las roca me absorbía por completo.

El poderío de la naturaleza es el mismo que encuentro a mi alrededor en estos momentos, aunque de forma completamente diferente. Más sutil, aunque a la vez más salvaje... y me intimida...

6 comentarios:

irene dijo...

y de aca para alla sigo sintiendome parte de esas fotos....del disfrute y la magia de los lugares elegidos por una meiga de mundo, con la q los he compartido ....cuantos sitios llevamos ya compartidos nena???
te quiero

Meiga en Alaska dijo...

quince o dieciseis? :)

Carlos Valcárcel dijo...

Por fin logro enviarte un correo. Tienes un blog lleno de poesia e ilusión. Me gustó mucho. Lo visitaré con frecuencia para saber de tu vida venturosa.
Afectuosamente. Carlos

RAFAEL REYES LÓPEZ DE NEIRA dijo...

Hola Meiga y paisana.
Es cierto lo que dices en el encabezamiento de este blog, os galegos estamos espallados por todo o mundo.
Seguro que en Alaska hace más frío que en Castiñeiras o en el Castro de Baroña, pero esa comunión con la naturaleza de la que hablas, ya ves que es muy parecida.
Espero que sigas disfrutando de la vida.
Por cierto, Sisely, el pueblo del Dr.Fleishman ¿Existe?
Bicos dende acá para alá.
(Graciñas po-lo teu paseio por as praias abandoadas)

Meiga en Alaska dijo...

Hola Rafael:
Gracias por la visita. Te cuento que Sisely no existe. En realidad el pueblo donde se rodó Doctor en Alaska se llama Roslyn y se encuentra ubicado a una hora de Seattle, en el estado de Washington. Y esos bosques increíbles que salen en la serie también son de Washington. De hecho, creo que solo el sureste de Alaska es parecido a eso. Lo que los de Alaska llaman la Canadá Okupada.
Saludos!

RAFAEL REYES LÓPEZ DE NEIRA dijo...

¡¡Caramba!!
Roslyn, como el cafe del pueblo.
¡¡Como nos engañan estos americanos!!
Quizás te interese leer mi blog SON DEL CAÍDO, habla de cosas cercanas a tu tierra.
Gracias por la información, amiga y buen fin de semana en Alaska, la de verdad, nada de artificios televisivos.
Bicos.